En busca de una terapia para curar la fibrosis pulmonar causada por la covid

El tratamiento, que el CNIO cree que podría estar disponible en un año y medio, se basa en la activación de una enzima que permite la regeneración de los tejidos dañados por la enfermedad

Después de analizar los datos de 89 pacientes ingresados por coronavirus en el Hospital de IFEMA de Madrid durante los peores meses de la pandemia, un equipo de científicos del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas de España (CNIO) encontró que las personas con secuelas pulmonares severas causadas por la covid-19 tenían telómeros más cortos y desgastados que quienes presentaban síntomas leves.

María Blasco, directora del CNI0 y jefa de la investigación, explica que los telómeros son pequeñas estructuras ubicadas al final de los cromosomas que protegen las secuencias de ADN dentro de cada célula del organismo. “Son como el plástico que cubre la punta del cordón del zapato”, dice Blasco. Y continúa: “Si los cordones son los cromosomas donde está nuestro material genético, los telómeros son esas fundas transparentes que ayudan a que el cordón no se deshilache y no se estropee”, explica la investigadora.

Las conclusiones del estudio, publicado hoy en la revista científica Agingson claves en la creación de una posible terapia que cure las lesiones pulmonares generadas por el coronavirus. Blasco cuenta que el acortamiento de los telómeros como consecuencia de la infección vírica impide la regeneración de los tejidos pulmonares. “Por eso una parte importante de pacientes sufre secuelas prolongadas”, dice la científica española. De acuerdo con la investigación, esta reducción en el tamaño de las estructuras que cuidan el ADN generaría fibrosis pulmonar, una enfermedad que reduce la capacidad respiratoria de los pacientes y aún no tiene un medicamento eficaz que la detenga.

La lógica del trabajo de Blasco es sencilla: si los telómeros acortados por la covid-19 disminuyen la capacidad de regeneración de las células y generan secuelas pulmonares, alargar los telómeros para que las células enfermas se recuperen podría ayudar a curar las dificultades respiratorias asociadas a la enfermedad. Blasco afirma que ella y su grupo de trabajo, en el que participan también Raúl Sánchez y Ana Guío-Carrión, demostraron, en investigaciones con ratones y previas a la pandemia, que los telómeros muy cortos en los cromosomas de las células de los pulmones eran suficientes para producir fibrosis. “Lo que vimos ahora con los pacientes de IFEMA es que las personas con sintomatología más severa de la covid son aquellas que tienen el plástico de los cordones más corto, independientemente de su edad”, dice Blasco.

Los pacientes jóvenes del hospital de campaña que sufrieron síntomas graves de la enfermedad también presentaron telómeros cortos

Uno de los hallazgos relevantes del estudio es, precisamente, que los pacientes jóvenes del hospital de campaña que sufrieron síntomas graves de la enfermedad también presentaron telómeros cortos. Según los científicos, es normal que las personas mayores y enfermas tengan un desgaste en las estructuras que protegen el ADN, pero no era previsible que en edades tempranas también los telómeros resultaran deteriorados.

María Blasco con miembros de su equipo del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas de España / A. Garrido
JUAN MIGUEL HERNÁNDEZ BONILLA

Fuente:

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp